Gaseras, 'buitres voraces' de la economía del trabajador: CTM

El oficial mayor de la agrupación obrera en el Estado de México señaló que desde su liberación a principios de año, los incrementos han sido en centavos por kilogramo. 
El gobierno debe someterlos para controlar los precios, sostuvo.
El gobierno debe someterlos para controlar los precios, sostuvo. (Milenio Digital)

Toluca

Jorge Díaz Galindo Hurtado, oficial mayor de la Confederación de Trabajadores de México (CTM), en la entidad, apuntó que desde la liberación del gas Licuado de Petróleo (LP) las distribuidoras se han convertido en unos "buitres" de la economía del sector productivo, quienes pese a recibir un incremento salarial no pueden cubrir al máximo sus necesidades.

Señaló que el peor fenómeno para la economía es la inflación, la cual -aclaró- no es provocada por el aumento de sueldo. En este caso -explicó- la produce el alza en los energéticos y esta temporada los costos criminales del gas y la luz, ya que el precio de la gasolina se ha contenido. "El valor del gas doméstico lo dejaron a la voracidad de las gaseras y los camiones repartidores, no se vale".

TE RECOMENDAMOS: CFE y telefónicas, primeras en quejas en 2017: Profeco Toluca

Desde su liberación a principios de año -expresó- los incrementos han sido en centavos por kilogramo, lo cual es injusto para la economía de los trabajadores. Resaltó que aún con la mejora salarial la situación está polarizada.

"Si tuvimos un incremento de 3.5 por ciento a los no mínimos y tenemos una inflación de 6 por ciento, de nueva cuenta habrá pérdida del poder adquisitivo".

Para evitar más abusos -sostuvo- el gobierno debe someter nuevamente a los distribuidores para controlar los precios.

"Son unos buitres que están acabando la solvencia de los empleados, es decir, si la economía está falleciendo, estos se encargan de comerse la carroña".

Refirió que tanto el movimiento organizado de la CTM como el independiente siguen estudiando las reformas a la Ley Federal del Trabajo, que pretenden realizar algunos senadores que buscan establecer la libre contratación del outsourcing.

"Hoy por hoy esta figura está regulada y no podrá ser implementada por medio de la terciarización de puestos, es decir, aquellos que están en la misma área, por ejemplo, un banco no puede contratar cajeros, gerentes o analistas financieros pero si puede hacerlo para seguridad privada y limpieza, sin embargo, con esta iniciativa solo les pedirán que los empleados estén inscritos en el IMSS y dados de alta en Hacienda".

Estas reformas -finalizó- van en contra de los logros contractuales que tienen algunos sindicatos muy importantes, empero, el mayor problema es que el trabajador sigue siendo golpeado en monetariamente y en sus derechos laborales.

MMCF