• Regístrate
Estás leyendo: Ser gay no se quita
Comparte esta noticia
Jueves , 18.04.2019 / 11:28 Hoy

Multicolor

Ser gay no se quita

Omar Ramos

Publicidad
Publicidad

Mañana estrena en México la cinta Corazón borrado, un largometraje que habla sobre los esfuerzos para corregir la orientación sexual e identidad de género (ECOSIG), mejor e incorrectamente conocidas como “Terapias de conversión”. Por supuesto, la cinta va dirigida a la comunidad LGBT+, a quienes piensen que sus preferencias sexuales y afectivas pueden ser modificadas debido a la presión de su entorno social o a las demandas de sus padres o familiares a jugar un papel que no les corresponde. Justo esa es la audiencia a la que debe llegar esta película, a los padres de hijos LGBT+ o no, a los padres en general.

Debe llegar a los padres de regiones conservadoras como Guadalajara, Monterrey, Puebla y otros tantos estados de la República donde la homofobia dentro del círculo familiar es un problema constante. Si usted es familiar o conoce a algún padre de familia con un hijo LGBT+ que no acepta su orientación y quiere tratar de ayudar, esta película es una buena idea para mandar un mensaje claro, ser gay (o lesbiana o bisexual o transgénero) no se quita, tan coloquial como eso.

Corazón borrado es una historia real, de un hombre que atravesó por la tortura de estas “terapias de conversión” y salió vivo para contar su historia y llevarla a todas partes. También cabe destacar que es Cinépolis la cadena que lleva esta cinta a todo el país, siguen fuertes como aliados.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.