• Regístrate
Estás leyendo: Periodismo inconveniente
Comparte esta noticia
Martes , 16.10.2018 / 06:13 Hoy

En frecuencia

Periodismo inconveniente

Miguel Ángel Puértolas

Publicidad
Publicidad

El periodismo honesto que no persigue otra causa que la de poner al descubierto situaciones que afectan a los ciudadanos, es aquel que debe ser protegido por el estado, como una garantía del derecho a la información.

Un gobierno que se precie de ser honesto deberá colaborar con las causas que enarbolen el periodismo real, lejos de la frivolidad que puede representar el simple hecho de ser relatores de la vida cotidiana, y de sólo dar cuenta de la actividad de los gobernantes, sin ir más allá; teniendo la oportunidad de convertirnos los comunicadores en una especie de contralores ciudadanos, poniendo al descubierto las malas prácticas de los gobernantes y señalando lo que se puede corregir.

Somos los periodistas, quienes realizamos un acucioso análisis de las acciones gubernamentales, y nuestra tarea primordial es la de hacer saber al ciudadano común, ese que no le interesan los vericuetos legales, ni las complicadas terminologías, los que tenemos la obligación de, en el lenguaje llano, llevar el mensaje de lo que está ocurriendo, reconociendo siempre cuando las cosas se hacen bien, y señalando cuando se hacen mal.

Tenemos la responsabilidad de ser críticos, no criticones, pero además de ser parte de la solución del problema, y no me refiero a convertirnos en todólogos, sino a colaborar mediante la difusión de mensajes al entendimiento de nuestra realidad, y a propiciar, mediante las ideas, el cambio que nuestro país requiere.

Desafortunadamente en México, aún estamos lejos del ideal, en el que el papel del periodista no solo se respete sino que también se proteja. Hoy en nuestro país hay un gran avance respecto al respeto a la libertad de expresión, sin embargo existen aún importantes riesgos para ejercer la profesión, en los que las amenazas desafortunadamente no solo vienen del crimen, sino también de las propias autoridades.

Una política de estado, debería ser la protección al ejercicio del periodismo crítico, ese que se encarga de indagar la verdad sobre el actuar del gobierno, que limita acciones que llevan a la corrupción y garantiza dejar de lado la opacidad con la que muchos quisieran poderse mover.

En la medida que se garantice ese ejercicio, será un factor determinante para acabar con la corrupción, la transparencia y la rendición de cuentas disminuyen también el costo tan elevado que representa para los mexicanos el desarrollo de obra por ejemplo. Tener en el periodismo un garante de la transparencia, nos permitirá tener además un país más rico y con menos brecha entre clases sociales.

Desafortunadamente aún estamos muy lejos de eso, y esperaría que como sociedad ayudemos a contribuir a que nuestro México cuente con más y mejores periodistas que contribuyan a hacer de este país uno ejemplar.

Mientras se vea al periodismo más como un inconveniente que como un factor de oportunidad, estamos muy lejos de terminar en México con la corrupción y los abusos de poder.

miguel.puertolas@milenio.com

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.