• Regístrate
Estás leyendo: Los graznidos de los nuevos gansos
Comparte esta noticia
Sábado , 23.03.2019 / 05:33 Hoy

Opinión

Los graznidos de los nuevos gansos

Luis Lozada León

Publicidad
Publicidad

En un acto, por demás inusual e irresponsable, el Magistrado José Luis Vargas dio a conocer por medio de las redes sociales el proyecto de resolución del problema de la inconformidad planteada por Morena en contra del resultado electoral de gobernador del Estado.

Si se repite la elección de gobernador, también debería repetirse la de alcalde e incluso la de Presidente de la República, pues son los mismos votantes, porque al trastocar las urnas se trastoca toda la elección, no solo la que le conviene a Morena, pues en las bodegas se encontraban todas las urnas, se encontraban todas las boletas, para senadores, diputados, etc. etc.

Martha Erika ha manifestado su inconformidad y con justa razón, ya que son miles de votos contados muchas veces que hacen la diferencia entre el ganador y el perdedor, fue enorme el capital humano que se invirtió en su candidatura, y la continuidad de múltiples proyectos que se vienen concretando para el bienestar poblano.

A lo largo de la historia se han dado sentencias controvertidas, muchas veces cargadas de diversos intereses, en este caso, claramente políticos, en donde no sabe el Magistrado Ponente Vargas qué hacer con una diferencia de 140 mil votos aproximadamente, a favor de uno de los contendientes, por lo que se sacó de la manga un término que no existe en la ley electoral, como lo es la presunta “rotura de la cadena” de custodia.

Para preservar la cadena de custodia de los paquetes electorales, debe garantizarse que el paquete electoral y su contenido han sido debidamente preservados en todo momento y que existe seguridad de que cualquier intervención, traslado o manejo y estén debidamente registrados.

El Instituto Estatal Electoral desintegra la tesis de Vargas pues la misma bodega se ha usado desde hace años para resguardar material electoral y las otras entradas están tapiadas desde 1998, resulta muy casual que ahora en esta elección hubiera problemas.

Simple y llanamente no hay elementos para afirmar que la cadena de custodia haya sido rota. Es falso el argumento de que se violó la cadena de custodia de la documentación electoral. El proyecto de sentencia es un absurdo a la razón jurídica, es por lo cual se están inconformando, si hubiera tenido la sentencia sustento probatorio o jurídico, se hubiese acatado la resolución, pero la palabra “cadena de” custodia no existe en el léxico jurídico electoral.

La algarabía de aquellos vividores, graznidos de los nuevos gansos del nuevo lago de Tenochtitlán y una amenaza con la cláusula de exclusión, agobiaron a los ministros y obligaron a declarar factible la nulidad de la elección, así como declarar fundada la misma. Me canso ganso.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.