• Regístrate
Estás leyendo: Consejo de Tesla le baja las revoluciones a Musk
Comparte esta noticia
Domingo , 19.08.2018 / 12:02 Hoy

Consejo de Tesla le baja las revoluciones a Musk

FINANCIAL TIMES

El multimillonario tuiteó el martes que ya había completado los pasos para privatizar la firma con 70 mil mdd.
Publicidad
Publicidad

Elon Musk se enfrentó a una creciente presión por las afirmaciones de que ya había completado los primeros pasos para una compra de Tesla con valor de 70 mil millones de dólares, después de que el consejo de administración de la automotriz indicó que la propuesta solamente estaba en las etapas iniciales de evaluación.

El jefe de Tesla recurrió a Twitter el martes para afirmar que el respaldo financiero para el acuerdo estaba “asegurado” y sugirió que solamente se necesitaba un paso formal más para completarlo. “La única razón por la que esto no es seguro es que depende del voto de los accionistas”, tuiteó Musk.

Sin embargo, a primera hora de ayer un comunicado de seis directores de la compañía indicó que apenas la semana pasada Musk había “iniciado la discusión con el consejo sobre volver privada a la firma”. Y continuaron para decir que el consejo “tomaba los pasos apropiados para evaluarlo”.

La aparente diferencia entre las afirmaciones de Musk sobre una compra, el proceso que se necesita para formular la oferta y obtener la aprobación del consejo, se sumaron a las preguntas que circulaban desde el martes sobre si ya contaba con el financiamiento para la que se perfila como la mayor compra en la historia. La firma no respondió a los cuestionamientos sobre el estado del acuerdo, y dijo que “no tenía más comentarios”.

“Este es un tuit muy problemático de su parte”, dijo Harvey Pitt, ex presidente de la Comisión de Bolsa y Valores de EU (SEC, por sus siglas en inglés), al canal CNBC. Refiriéndose a la afirmación de Musk sobre que solo necesitaba el voto de los accionistas para finalizar el acuerdo, agregó: “Es muy extraño... los accionistas no pueden apoyar una propuesta que todavía no se hace o existe”.

La afirmación de Musk en Twitter de que el financiamiento para una compra estaba “asegurado” también provocó preguntas de los financieros sobre si oficialmente se comprometió algún dinero. Personal de varios grandes bancos, que son los que normalmente proporcionarían el financiamiento para estas grandes transacciones, dijeron que no tenían conocimiento de ningún intento de recaudar una enorme cantidad de dinero.

“Definitivamente, sabríamos si hubieran asegurado 70 mil millones de dólares para una adquisición privada, pero no es el caso y no sabemos de nadie más que esté involucrado”, dijo uno.

Tesla ha batallado para lograr un flujo de de efectivo positivo, dejando a la compañía en una posición débil para asumir una gran deuda en una eventual compra, y varios analistas de Wall Street dijeron que esto sugiere que Musk deberá depender de acaudalados inversionistas de capitales para respaldar su plan. Las personas que representan a algunos de los mayores fondos de riqueza soberana, que se consideran los principales patrocinadores en este tipo de acuerdos, en privado negaron su participación.

En su declaración, los directores de Tesla dijeron que sus conversaciones con Musk “abordaron el financiamiento para que se llevara a cabo la compra”. No dieron más detalles ni dijeron si el director ejecutivo de Tesla presentó un compromiso firme de financiamiento.

John Coffee, profesor de la Facultad de Derecho de Columbia, especializado en fraude con títulos de valores, dijo que esperaba que Musk y Tesla se enfrenten a una serie de litigios tras sus tuits y declaraciones públicas sobre volver privada a la empresa. “Si el financiamiento no está totalmente asegurado... este es un caso muy atractivo para la barra de los demandantes en Estados Unidos”.

Sin embargo, otros abogados dijeron que Musk probablemente goza de una considerable libertad legal para sus declaraciones. “Tiene que ser una declaración materialmente falsa y engañosa. Si no es el caso, no es un fraude de valores”, dijo William White, un ex abogado litigante en la división de aplicación de la SEC, y actualmente socio de Allen & Overy.

El precio de las acciones del fabricante de autos eléctricos, que cerró casi un alza casi de 11 por ciento para cotizar en 379.57 dólares el martes después de la intervención de Musk en Twitter, cayó 2 por ciento en las operaciones de mediodía de ayer en Nueva York.

Musk primero planteó públicamente la posibilidad de comprar títulos a un precio de 420 dólares en una serie de tuits que provocó una operación caótica con las acciones de Tesla. Aunque dijo que tenía fondos para esa compra, también afirmó que esperaba que muchos inversionistas se quedaran con Tesla como firma privada.

La abrupta revelación arroja una luz sobre el papel que tiene el consejo de administración de Tesla en controlar al impulsivo ejecutivo jefe de la compañía. Es probable que cualquier plan requiera la consideración por parte de un comité compuesto por directores independientes, el proceso que siguió Michael Dell cuando su compañía de computadoras personales se hizo privada en 2013.

Si bien la breve declaración de ayer provino de algunos de los directores independientes de la compañía, no indicaron que se hubiera iniciado algún proceso formal para revisar la propuesta de Musk, y mucho menos el plan.

La cuestión sobre si el consejo de administración de Tesla es los suficientemente independiente de Musk ha sido una fuente de quejas de algunos accionistas, ellos afirmaron que varios de los directores tienen lazos con el director ejecutivo de la compañía debido a relaciones comerciales o de inversión anteriores. El tema llegó al primer plano hace dos años, después de que Musk hizo una oferta pública de adquisición para Solar City, una compañía en la que también estaba involucrado. 


Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.