La ropa sucia a la caja limpia

Es un sistema automatizado de lavado, planchado, tintorería y costura… la primera “vending machine”  donde se puede dejar la ropa, durante los siete días de la semana a cualquier hora.

Ciudad de México

En 2012 Mariana Torres Avendaño y Roberto Arteaga García fundaron Cleanbox, una idea que surgió para mejorar el estilo de vida de las personas y darle una nueva cara a una  industria tradicional que, al no haber evolucionado de acuerdo al avance tecnológico, presentaba una gran oportunidad.  

Empezaron en Querétaro, “una ciudad que está creciendo y donde hay mucha industria, por lo tanto mercado. La idea original fue aprovechar los parques industriales, pero luego surgió  la oportunidad de trabajar en una Universidad” y les pareció un mercado mucho más abierto y flexible y se fueron por ese camino. Este año encontraron otro nicho de de mercado con algunas industrias que quieren instalar un Cleanbox dentro de sus empresas.

TE RECOMENDAMOS: Nadie llega solo al éxito  

Invirtiendo sus ahorros y con apoyo familia, empezaron en noviembre de 2012. Inmediatamente tuvieron ventas, luego recibieron un apoyo por parte de INADEM que invirtieron en el prototipo automatizado, el cual incluye una aplicación mediante la cual ellos y los  clientes monitorean, en tiempo real, todo el proceso.

“El servicio de Cleanboxincluye lavado, planchado, tintorería y costura y es muy sencillo utilizarlo, opera los 7 días de la semana las 24 horas, asegura Mariana. Para el tema lavado y planchado la entrega es en 24 horas y en 48 para la tintorería y costura.

Para Roberto emprender es un camino difícil, hay que analizar, estudiar y aún así puedes equivocarte. Considera que el ecosistema emprendedor en México ha avanzado pero el reto, por ahora  es que, cualquier negocio aplique tecnología, desarrolle e innove para que el día de mañana nosotros vendamos tecnología a otras partes del mundo.

Cleanbox fue nombrada como imagen de la Semana del Emprendedor de este año y, para Mariana y Roberto, ha sido como un reconocimiento  al esfuerzo que han realizado durante cuatro años y medio. Un momento para reflexionar en todo lo que han construido hasta ahora y el equipo que han formado, además de un impulso para escalar y tomar decisiones para ser el futuro líder del mercado.

Por ahora Cleanbox se enfoca a mejorar el proceso, adaptando nueva tecnología,  por otra parte, se prepara para la venta de franquicias.

Roberto sabe que lo más importante es trabajar con disciplina y perseverancia sin perder la visión de a dónde quieres llegar. 

REPL