Ventas mundiales de chocolate alcanzan su punto más dulce

Las empresas de confitería se vieron afectadas en los últimos años por el cambio de los consumidores hacia productos más saludables.
La comercialización sumó un millón de toneladas en seis meses.
La comercialización sumó un millón de toneladas en seis meses. (Arnd Wiegmann/Reuters)

Zúrich

El resurgimiento del consumo de chocolate a escala mundial —a pesar de la tendencia hacia bocadillos más saludables— se destacó por el aumento de las ventas de la suiza Barry Callebaut, el mayor proveedor de chocolate y productos de cacao del mundo.

La compañía con sede en Zúrich reportó que el volumen de ventas subió 8 por ciento para llegar a 1.02 millones de toneladas en los seis meses hasta el 28 de febrero, impulsado por los aumentos en todas las regiones, pero sobre todo en Asia.

Las empresas de confitería se vieron afectadas en los últimos años por el cambio de los consumidores hacia productos más saludables, con una caída de los volúmenes de ventas globales en 2016 y 2015, de acuerdo con el proveedor de datos Euromonitor.

Sin embargo, el año pasado regresó al crecimiento, con la ayuda del desplome del precio del cacao, y los resultados de Barry Callebaut sugieren que el resurgimiento de las ventas se acelera, a pesar de que recientemente los precios del cacao comenzaron a subir otra vez.

El dulce panorama llegará como un bienvenido descanso para la industria del chocolate, lo que sugiere que las ventas podrían aumentar incluso cuando los consumidores se vuelven más quisquillosos en lo que comen, tentados por lanzamientos de productos y promociones.

“Los consumidores no renunciaron al chocolate, pero se vuelven más selectivos, lo que todavía permite un crecimiento por volumen”, dijo Jean-Philippe Bertschy, analista del banco Vontobel en Zurich.

“Incluso las personas conscientes de su salud pueden ser contradictorias. Es a la carta, quinoa un día y chocolate al siguiente”, agregó Bertschy.

Barry Callebaut dijo que registró un crecimiento de 8 por ciento en el volumen de ventas en el primer semestre del año financiero en comparación con una expansión de 2.5 por ciento del mercado mundial de confitería de chocolates. La compañía “sigue viendo una dinámica saludable del mercado”, dijo el miércoles Antoine de Saint-Affrique, director ejecutivo.

El crecimiento en el mercado total se vio afectado por muchos factores, dijo a Financial Times, “pero es evidente que la dinámica del mercado tuvo una influencia positiva de la innovación y las promociones”.

Citó como ejemplo el lanzamiento de Barry Callebaut el año pasado de chocolate “ruby”, una nueva variedad de color rosa que tiene una pizca de sabores de bayas, que según el confitero es la mayor innovación en el sector desde el chocolate blanco a finales de la década de 1930.

Nestlé, la compañía de alimentos y bebidas con sede en Suiza, comenzó a vender barras de chocolate ruby de la marca KitKat en Japón y Corea, y anunció su lanzamiento europeo esta semana. El año pasado, las difíciles condiciones del mercado estadunidense contribuyeron a la decisión de Nestlé de retirarse del mercado de confitería del país.