Captan en Guanajuato a Monarca que voló desde Canadá

El ejemplar fue etiquetado el 3 de septiembre en los Grandes Lagos en Ontario y este jueves fue fotografiado en el municipio de Acámbaro; voló casi 4 kilómetros para dirigirse a Michoacán.

Ciudad de México

Una mariposa Monarca etiquetada el pasado 3 de septiembre en la región de los Grandes Lagos en Ontario, Canadá, fue fotografiada este 2 de noviembre en el municipio de Acámbaro, Guanajuato, tras volar más de 3 mil 900 kilómetros, durante 61 días, con rumbo a sus santuarios en los bosques de oyamel en Michoacán.

TE RECOMENDAMOS: Las Monarca ¡Ya están en sus santuarios!

El ejemplar con la etiqueta XAL289 fue avistado la tarde del jueves por el guardabosque voluntario Gilberto Ruiz Parra dentro el área protegida Sierra de los Agustinos, quien envió la fotografía al programa de monitoreo de mariposa Monarca del Instituto de Ecología del Estado de Guanajuato.

De inmediato, la dependencia notificó el hallazgo a la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas y a la organización norteamericana  Monach Watch, las cuales confirmaron que se trata de una mariposa que fue etiquetada a las 11:57 horas del pasado 3 de septiembre por Betty McCulloch en los jardines Rosetta McClain en Scarborouhg Ontario, Canadá.

“Nos dicen que es una hembra de muy buena salud, en escala 4 de 5 niveles, registrada como un buen espécimen y que registró un peso de 0.55 gramos y 55 milímetros de longitud. Lo que nos reportan es que esta etiqueta es el primer registro que se tiene en el año durante esta migración para la gente de Canadá que etiquetó monarcas en el otoño, en septiembre, allá en sus tierras”, señaló David Guzmán, coordinador de Áreas Naturales Protegidas del IEE de Guanajuato.

Por su parte, Gilberto Ruiz narró a MILENIO que se encontraba en su vivienda en la comunidad de San Luis de los Agustinos, cuando comenzó a observar un mayor flujo de mariposas Monarca durante esta temporada de migración, por lo que decidió salir junto con otras tres personas a realizar un recorrido de campo, a fin de tratar de identificar los sitios de descanso de este insecto.

“Estábamos por regresarnos a nuestra casa, cuando tomamos la decisión de ir hasta la zona más baja de la Sierra de los Agustinos; nos dividimos y al encontrar ese árbol, observé el lado donde estaba la mayor cantidad de mariposas, y fue así que con la última luz del día, porque ya se había metido el sol, ya estaba muy avanzada la tarde, alcancé a diferenciar un poco el círculo de la etiqueta, lo alcancé a ver un poco que brilló y ahí fue cuando me acerqué y miré que sí. La verdad me dio mucha emoción, sí fue algo muy emocionante y poder verla perchada me daba la posibilidad de tomar evidencia”, expresó.

Reconoció que lograr la fotografía fue difícil porque se trata de un insecto pequeño, sumado a que la escasez de luz de día hacia más difícil enfocarla. “Las cámaras tanto de celulares, como las fotográficas que traía no las alcanzan a enfocar bien, ahí tuve que tomar bastantes fotos hasta que tuve una que se pudo ver lo suficientemente nítido las claves que trae la etiqueta, hasta que encontré la que estaba más visible”, indicó.

La Monarca fotografiada por Gilberto Ruiz se perchó en un árbol de pirul, al pie de la Sierra de los Agustinos, en las cercanías de la comunidad El Fresno. Pero el hombre no se quedó con eso, esta mañana volvió al mismo sitio y la mariposa seguía ahí.

“Ayer nos regresamos un poco noche por estar reportando en el lugar, tomando coordenadas y la información referente al monitoreo. Hoy regresamos a las seis de la mañana para ubicar si estaba bien, si se había perdido o algo, y nos tocó la fortuna de encontrarla, aunque un poco más alta en el mismo árbol, me imagino que se movió en la noche porque hacía aire, pero hoy sí no pudimos tomar fotos donde se viera con más claridad la etiqueta, no se alcanza a leer todo el texto de la etiqueta”, lamentó.

Sin embargo, comparó el haber logrado esta fotografía con haberse sacado la lotería.

De acuerdo con el coordinador de Áreas Naturales Protegidas del IEE de Guanajuato, Gil es uno de los monitores voluntarios más activos de Guanajuato, no recibe ningún pago y por ello, la dependencia en colaboración con una organización le proporcionó la cámara fotográfica con la que tomó dicha imagen.

Coincidentemente, Gil también participó con su testimonio de monitoreo de monarcas hace dos años para la serie documental realizada por MILENIO, “Monarca, el Espíritu del Bosque, Capítulo 10: Guanajuato, el último obstáculo”.

“Saber de dónde vienen las monarca es gratificante, saber quién fue la persona que la etiquetó y quién la encontró ahora abre un vínculo que nos une. La idea es conocer la ruta completa y en la aplicación de monitoreo que tenemos en el estado ya cuenta con 500 registros en más de una semana y tenemos la información instantánea. Nosotros no atrapamos esa mariposa, esperamos que siga su trayectoria natural y si es posible, avistarla más adelante”, indicó David Guzmán.


 VJCM