• Regístrate
Estás leyendo: Por tres días, científicos invaden los bares en 21 países
Comparte esta noticia
Martes , 13.11.2018 / 12:28 Hoy

Por tres días, científicos invaden los bares en 21 países

Este año se celebra por primera vez en México el festival Pint of Science; académicos de diversas especialidades dan charlas en 12 establecimientos.
Publicidad
Publicidad

Hace seis años un grupo de especialistas británicos decidió salir de su laboratorio para impulsar pláticas de divulgación de ciencia entre la población, a través de un festival internacional en el que de una forma amena y coloquial ofrecieran charlas sobre los temas de interés general, y para lograr ese objetivo escogieron un escenario ideal en los sitios más populares: los bares de Londres.

Seis años después, el festival Pint of Science (Pinta de ciencia) se lleva a cabo del 14 al 16 de mayo en diversos bares de 21 países. Este año es la primera vez que se celebra en México gracias al trabajo que hicieron dos mujeres para traer esa iniciativa al país, Michelle Arredondo, ingeniera química de profesión, e Ivette Buere Cantú, maestra en Administración de Patrimonios Culturales.

Arredondo, que concluyó su doctorado, realiza un proyecto de posdoctorado con recursos propios y se define como una “investigadora por pasión y profesora por convicción”, no se conforma con su trabajo en nanotecnología para aportar soluciones a problemas médicos, pues considera que divulgar la ciencia es una necesidad y obligación moral.

“Muchos de los que pudimos hacer un posgrado lo logramos gracias a una beca que sale de los impuestos de todos los mexicanos y algo que debemos recordar es que, si nosotros tuvimos esa oportunidad de formarnos, lo mínimo que debemos hacer es regresarlo a la sociedad”, señaló en entrevista con MILENIO.

Al preguntarle cuánto cuesta un boleto para acceder a estas charlas respondió claramente: “Nada”. Con ese principio, las organizadoras se dieron a la tarea de encontrar científicos que dieran las charlas sin recibir a cambio nada más que la gratificación de divulgar su trabajo entre la gente.

Los ponentes

Bajo ese argumento convencieron a 72 investigadores —36 en Ciudad de México, 18 en Guadalajara y 18 en Mexicali— de que dieran una plática en un bar sobre temas importantes de diversas disciplinas como las vacunas, los transgénicos o las ondas gravitacionales.

La especialista resaltó que ha tenido apoyo para la difusión del festival “con medios de divulgación y educativos como la revista ¿Cómo Vez?, el canal de YouTube “Cuéntame la ciencia” y la UAM. Pero en realidad no contamos con ayuda financiera de ninguna institución”.

Los ponentes son de universidades como la UNAM, la UAM, el IPN y la Ibero. “Son personas que creyeron en nosotros y con muy buenas credenciales académicas que son públicas. Además tienen mucha habilidad para hablar, porque una característica importante de este proyecto es que no se trata de dar una clase magistral o una conferencia tediosa, sino envolver a la gente con lo que hacen los científicos en México y que se entienda de una forma muy amena”, detalló Arredondo.

Las pláticas terminan a las 10:00, “pero la gente se queda charlando sobre el tema. Nos dimos cuenta de que los asistentes estuvieron muy activos y también es un ejercicio interesante para los ponentes, porque sacarlos de su rutina y retarlos a que expliquen esos temas a personas que no tienen su misma formación los hizo desinhibirse y quedarse a platicar. Eso para nosotros es muy grato”.

El primer contratiempo

Al ser la primera edición del festival, por desgracia, ayer tuvieron un contratiempo con uno de los bares participantes, La Marchela, marisquería que se encuentra en la colonia Juárez, cuando los dueños señalaron que tenían el derecho de pedir a los asistentes un consumo mínimo, por lo que tuvieron que cancelar la charla de la doctora Gabriela Hurtado, ¿Qué le pasa a tu cerebro cuando no duermes?, y la del experto Ricardo Ortiz, Neuroendocrinología de las emociones.

“Los dueños del bar empezaron a cobrar a los asistentes desde la calle de Génova antes de entrar al establecimiento, lo que nos pareció muy agresivo, ya que querían obligar a la gente a pagar un consumo de 98 pesos que, además, está más barato en su menú”, explicó la organizadora.

No obstante, aclaró, esas charlas se van a reponer hoy en el establecimiento La Crisanta, de la colonia Tabacalera, donde también se hará la clausura oficial del primer festival Pint of Science en México.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.